jueves, 2 de septiembre de 2010

Embelyon... ¡Uy, casi!

Bueno, a sabiendas de que es un trabajo español y me llevaré la del pulpo por esto, paso a hacer una crítica de Embelyon, el primer trabajo publicado por La Sociedad del Dado Cornudo. Como ya adelantan en su página web (¡ENLACE!), no se trata de una editorial, sino de un grupo de aficionados al rol, así que hay que valorar las cosas en su contexto.

A nivel formal yo no tengo ni zorra de cosas de imprenta, así que no sé si esto es cuatricopeich o impresión digiklander o qué. Se trata de un cuadernillo a color con dos grapas al centro, más que digno, y viene acompañado de un detalle magistral como es la pantalla del director de juego. He de decir que el diseño y la maquetación, tanto del cuadernillo, como de la hoja de personaje y la pantalla del director de juego me han parecido magníficos. Muchísimo mejores que el de muchos juegos "profesionales" que hay circulando por ahí fuera.

¡Ay, tía, qué mooooooono!

En cuanto al contenido... bueno, encontramos muchísimos errores tipográficos, algunas faltas de ortografía y una puntuación que deja bastante que desear. Una lástima porque se podría haber solucionado dándole un repasito.

El libreto empieza con un manifiesto contra la 4ª edición de D&D (sin decir el nombre, pero vamos: blanco y en botella... horchata). Personalmente, más allá de que esté de acuerdo o no con lo allí expuesto, creo que no hacía falta. Flaco favor hace a tu producto empezar cagándote en otro, convirtiéndose en ese mismo instante en referencia y comparación de aquello que vas a exponer.

Después vienen las reglas, una adaptación de Microlite20 (¡ENLACE!) con algunos pequeños cambios y añadidos. Las reglas curiosamente vienen mejor explicadas en la pantalla del Director de Juego que en el libreto. También es curioso que la ultrasencillez que predican se alcanza a costa de comerse muchas de ellas. En el bestiario se hacen referencia a un montón de habilidades de los monstruos que no se explican en ninguna parte.

La ambientación, con un regustillo a Reinos Olvidados de AD&D, no puedo decir que sea original, claro que tampoco puedo decir que se pretenda. La intención de Embelyon es emular a los clásicos de espada y brujería y lo consigue porque, aunque no sea muy original, sí que es muy sugerente y nos plantea todo un mundo en unas pocas páginas, lo que es de agradecer.

Y para acabar incluyen una pequeña aventura. Podría jurar que se trata de una aventura diseñada para D&D 3.5 a la que se hizo la conversión, porque casi se pueden ver los Valores de Desafío, además de ser absolutamente contraria a su declaración de intenciones acerca de cómo debería ser una aventura. A pesar de lo caótico de su exposición, sí tiene de bueno unos personajes pregenerados con simpáticos historiales y algunas líneas de interpretación, así como una introducción que puede jugarse casi como una aventura en sí misma.

En la imagen, una editora en bikini cuenta faltas de ortografía de Embelyon.

En definitiva, Embelyon es una iniciativa admirable, con un diseño fantástico y un precio tan ajustado que no creo ni que cubra los gastos, que me deja deseando ver el próximo trabajo de La Sociedad del Dado Cornudo:  Baraka, donde abordan ahora la ciencia ficción. Lástima que el contenido no acompañe.

16 comentarios:

Bulldozzzer dijo...

En la defensa, no ya de los Chicos de Dado Cornudo, si no de cualquiera que pretenta escribir algo con cierto volumen de información, he de decir que sin alguien que haga las labores de editor (y aún así) es muy complicado eliminar todos los errores y faltas de un texto, siendo a veces alucinante lo que te puedes llevar a encontrar tras haber repasado algo hasta 5 veces.

Anónimo dijo...

Pues para mostrar la postura contraria, debo decir que lo de la ortografía es demencial. No es eliminar errores, es no saber escribir. Cuando pones "más" o "después" sin tildes o no sabes escribir o eres un vago y piensas que el Word te lo va a corregir todo. Ese texto no ha tenido una revisión, mucho menos cinco.

doclusifer dijo...

Coño, por eso me gusta Embelyon, por que esta escrito como si lo hubiera echo yo, ya decía to que me gustaba demasiado...
Fuera chorradas mías, tienes mucha razón, mucha, tal vez demasiada, por que reconozco que la iniciativa me gusta, la maquetacion y todo eso, pero es verdad que suena a Forgotten y que lo de 4ª sobra,vamos ( es como si hiciera un juego de rol, y me metiera con 1808).
Bueno antes de que miles de millones de anónimos ( el trol de siempre, o los amigos de los que hicieron los libros) Que me gusta Embelyon, pero no es lo que esperaba, me faltan cosas para que sea un zombifan de Embelyon.

El Maestro dijo...

Pues a mi el tema de las faltas es algo que me hace no comprar un libro, simple y claro: meridiano. Aunque seamos amateurs podemos retrasar la salida de nuestro juego para que el resultado final (con lo bonito que es) sea asombroso. De hecho cuando vi el par de fallos que tenía el texto de ejemplo del juego de Aventuras en la Marca del Este se me pinzó la espina dorsal. Vale que era sólo una prueba de maquetación, pero me dio miedito.

Anónimo dijo...

Cualquier juego con niveles de experiencia no emula bien la espada y brujería, incluyendo el Conan d20.

Simplemente, un reglamento así no es apropiado para el género.

Edanna dijo...

Cierto es que el diseño es magnífico. El saborcillo acompaña y en eso los felicito. Hay un serio problema con el castellano y la desgana de no hojear al menos la guía de estilo del País, o qué se yo, cuando se publica algo con seriedad, pero ya es preocupantemente corriente.
Felicidades por el juego sin embargo la declaración de intenciones y la introducción son tan trasnochadas que sentí lástima. Poca idea de la realidad y mucha cháchara de bareto entre vapores de cerveza. Que no se entienda mi comentario como una crítica desalmada. Me parece estupendo y loable una publicación con tal detalle visual y cariño en su construcción a pesar de los errores que son los últimos siempre en abandonar el barco.

Un saludo cordial

Erekíbeon dijo...

Pues no tenía ni idea de que Embelyon tenía faltas de ortografía... pero me parece inquietante. Muy inquietante, porque está confirmando una tendencia que estoy detectando en el mundillo amateur y también profesional, y es que la gente le está pasando el corrector de Word a los textos y a correr.

Esto es perdonable (hasta cierto punto) para los productos gratuitos, pero para los productos de pago yo creo que es imperdonable. 1808 también está trufado de errores ortográficos, por ejemplo, pero antes de que se me soliviante el personal ya daré mi opinión sobre 1808 más extensamente.

No sé, me parece alarmante que el rol "profesional" empiece a llegar a cotas que algunos productos gratuitos y amateurs superan ampliamente...

¡Un saludete!

Velasco dijo...

¡Chssssst! ¡No digas 1808!

Britait dijo...

jajajajajaja

Tranquilo, hay que decirlo tres veces seguidas para que aparezcan, ups, arriba cuento tres xD

Oye Velasco podria hablar contigo en privado? Mandame un correo a britait()gmail please.

doclusifer dijo...

JAJAJJAJAJAJJAJAJAJJAJAJJAJA

Lo de Trufao me ha encantao Erekibeon.

1808,1808, SMURGHHGTR

Bulldozzzer dijo...

Conste que siempre he sido un defensor a ultranza de la ortografía y en especial de las tildes. Me parece imperdonable que un texto tenga carencias de este estilo, pero a mí me pasa. Sé perfectamente las reglas de acentuación, y aún así, en ocasiones me sorprendo con faltas al repasar un texto y me inquieta no saber el por qué.

Eso sí, a sabiendas de ello no me contento con repasar suficientemente un escrito, y siempre siempre encuentro algo, y no me refiero a textos cortos, si no a grandes bloques de información donde parece que se hace mucho más complicado no dejarse detalles de esta índole.

Por tanto no creo que tener faltas implique no saber escribir, y creo que está directamente relacionado -de manera proporcinal- con la cantidad de texto a manejar y -de manera inversamente proporcional- con el tiempo invertido en hacerlo. Por eso la figura del corrector, el editor... y toda la pesca. Y si no, como bien se dijo por ahí y bien sé desde mi perspectiva, repasos. Siempre decía que algo no está totalmente escrito hasta que lo repaso 3 veces. Ahora pienso que el mínimo son 5.

Anónimo dijo...

Madre mia como sois!!!!
Voy a fustigarme y mas tarde hago horas extras para contestaros panda de pécoras!!!
XD, en serio gracias por las buenas palabras y tambien por algunas de las no tan buenas, sobre lo trasnochado y pasado de rosca de mi intro solo me ha respondido una persona en Archiroleros dándome argumentos sobre los que habré de reflexionar y responder.

Con respecto a las faltas de ortografía, creo que aunque las hay, exagerais un poco el tema, pero vaya que me dejaré las pestañas la próxima vez. Por cierto el módulo no es originariamente de 3.5, ha sido escrito exproceso para esto, de hecho ni Rober ni yo jugamos a 3.5!!!!!

Yo sigo en mis trece, paso de los desembolsos demenciales en manuales y abogo por la gratuidad y el do it yourself. Así de raro que soy...

PD: lo de cháchara de bareto me ha encantado XDDDDD

Álvaro

Pablo A. dijo...

Lo que es que se te estropee el ordenador, desapareces durante unos días y te encuentras con un montón de entradas. Justamente quería recomendarte que le echaras una ojeada a la SDC, a ver que te parecía, ya es suerte encontrarme con esto.

Sobre Embelyon, no he podido leermelo debido al problema con el ordenador, pero parecía que cumplia con sus premisas: un sistema y una ambientación en pocas páginas. Normalmente no puedo ser crítico con estos proyectos debido a su gratuidad y a su (más o menos) "amateurismo" por mucho que estos argumentos puedan ser usados para justificar un bodrio, simplemente cuando veo uno de estas iniciativas, me emociono y pienso en eso de "qué poco se necesita para jugar al rol".

Anónimo dijo...

Tio, sigues el rastro del Opinómetro y de Tirano Files, y te crees que poniendo a la gente a caldo vas a triunfar.

Visitas vas a conseguir, pero como tú muy bien dices, eres como la telebasura: Como hay discusiones y trolls la gente se mata por verlo.

Anónimo dijo...

No entiendo el último comentario..., le saca algunos peros pero dice que en general le gusta mucho Embelyon. ¿De donde se saca que pone a la gente a caldo? por que al menos para mi hacer eso es hacer una critica.

Chema Pamundi dijo...

Lo de las erratas es cierto, pero perdonable en un producto de estas características. Lo de aunar en apenas 20 páginas un sistema completo de reglas y un trasfondo (corto, pero suficiente como para que un DM con ganas se arremangue y se ponga a rellenarlo con ideas), me parece encomiable. Pero lo que me parece no ya criticable, sino de lo más cutre, es la introducción en la que el autor raja a mansalva sobre "los grandes sectarios de las multinacionales del rol", el "mercantilismo de los malignos seguidores del dólar", y demás chuminadas de Michael Moore de vía estrecha, en un tono absurdo más cercano a un panfleto antiglobalización que a la intro de un juego de garrotazos entre guerreros, magos y goblins. Ahí creo que se le va la pinza. Además de que no tiene en cuenta que esa misma corporación sacaperras a la que pone a parir, es la que tuvo la idea de convertir el reglamento de su juego estrella en una Open Game License, dando lugar de manera completamente legal a la aparición de un montón de retroclones gratuitos (o casi) como Embelyon.
Aparte de ese momentáneo rapto de delirio rolero-marxista, hay que decir que Embelyon está la mar de bien.

Publicar un comentario