lunes, 13 de diciembre de 2010

El gnomo era esto.

Y hoy sigo con temas polémicos. Sé que a muchos no, pero a mí el asunto del gnomo es algo que me tiene sin dormir desde hace tiempo(como ya expuse en este ¡ENLACE!). Eso me llevó a leer con interés el suplemento de Paizo para Pathfinder "Gnomes of Golarion". Sí, debo ser el único, creo que me van a mandar una placa conmemorativa.

Impagable el tipo de letra usado en la portada,
toda una declaración de pizpiretas intenciones.

"Gnomes of Golarion" es un suplemento enmarcado dentro de la línea Pathfinder Companion, unos cuadernillos de 32 páginas centrados en localizaciones, razas o facciones de la Pathfinder Society de calidad bastante desigual. Si el "Elves of Golarion" era tan soso como sólo los elfos saben serlo y el "Dwarves of Golarion" tan predecible como sólo los enanos saben serlo, en este "Gnomes" sus autores han puesto los huevos encima de la mesa y nos ofrecen por fin una descripción del gnomo, sin vaguedades, sin "es como un primo de los enanos pero con parte de sangre de hada...". No. Descripción de la buena: qué són, cómo son, a qué se dedican y por qué. Si bien no es que sea un libro sin el cual vuestras bibliotecas estarán huérfanas y desamaparadas como si faltara el final de Crepúsculo, he de decir que gracias a él por fin entiendo al gnomo. Otra cosa es que me guste.

¡Yo también entiendo!

Al parecer los gnomos son unos bichos que vivían felices en el mundo de las hadas y no se sabe por qué se vinieron al "nuestro" (entendiendo el nuestro como el mundo ése lleno de orcos). El caso es que cuando estaban aquí se les cerró la puerta y se dieron cuenta de que se habían dejado la llave puesta y ponte a buscar un cerrajero a estas horas. Total, que se quedaron y pronto se dieron cuenta de que su supuesta inmortalidad no era tal y que con el paso del tiempo iban palideciendo hasta morir si dejaban de vivir nuevas y emocionantes experiencias. Cabe destacar, además, la enorme originalidad de los asentamientos gnomos. Lo bastante enorme como para sorprenderme a estas alturas de la película.

Hasta ahí todo simpático. Lástima que durante todo el libro no paren de hacer hincapié en la natrualeza caótica de los gnomos, su necesidad de hacer bromas, de ser el alma de la fiesta y de comportarse como auténticos gilipollas rompepartidas. Por si los jugadores no lo hicieran ya sin aprobación oficial.

En definitiva, un libro imprescindible si quieres enteder la diferencia entre un gnomo y un halfling con zapatos pero sólo apto para directores de juego. Si un jugador acerca sus zarpas a él, vuelva un café encima o córtale las manos antes de que sea demasiado tarde.

8 comentarios:

Nirkhuz dijo...

Vaya... interesante,pero dudo que me lo pille xD

Midas dijo...

Pues yo creo que sobreviviré sin saber mucho más de lo que tú has explicado sobre los gnomos. Me generan sensaciones contradictorias...parecen majetes, pero...no me acaban de cuadrar.
Me intriga lo de los asentamientos gnomos, ¿en que leñes consisten? Need to know.

Y como por lo visto tienes predilección por contestar comentarios conflictivos, y me molaría saber lo de los asentamientos: Tu antes molabas Velasco porque [Inserte aquí la cuita que le asalte].
Gracias de antemano jefe.

El Maestro dijo...

No nos muestres tus puntos débiles Gabo que luego nos cogeremos personajes estúpidos adrede sólo para hacerte pasar un mal rato.

Yo es que los gnomos, como los elfos, los veo más de PNJs que de jugadores. No veo que sean ese tipo de personajes que aguanten toda una campaña de interpretación. Demasiado raros para mi gusto. Además, lo bueno de los PNJs es que los puedes matar sin remordimientos XD

Saludetes,

El Maestro dijo...

Por cierto, portada mala donde las haya...

Velasco dijo...

Por supuesto que estoy dispuesto a responder cualquier cosa que empiece con "Tú antes molabas, Velasco". Con respecto a los asentamientos gnomos recuerdo uno que es una especia de islote formado con restos de naufragios, algas, y otros detritus marinos, una especie de mar de sargazos que se mueve a la deriva y sobre el cual los gnomos han construido un pueblito aprovechando que pesan poco. Cuanto menos, curioso. Hay otro emplazado en Katapesh que es una ciudad de tránsito elevada a la máxima potencia. Los habitantes permanecen un tiempo y luego se marchan, dejando las casas vacías a disposición de nuevos visitantes (con muchos objetos dentro). Hasta el gobierno de la ciudad viene y va dependiendo de quién se establezca allí y se erija como alcalde, gobernador, virrey o lo que se le cante.

Maestro, bastante tengo ya con vuestros personajes actuales, no hace falta gnomificarlos para que sean aún más patosos. :)

doclusifer dijo...

Me quedo con "comportarse como auténticos gilipollas rompepartidas" esa frase lo dice todo, osea mas kender, mas hobbits, mas halfling, mas malkavians... que horror.
Buen Velasco como va siendo habitual "que se jodan los gnomos" que no hubieran cruzado la puerta a Orcolandia.

Midas dijo...

Por lo que cuentas, esperpento puro vamos...Pero lo de Katapesh me ha dado una idea muy interesante para el Condado que estoy creando en mi partida. De nuevo, gracias Velasco, prometo no abusar de la fórmula para pedir tu contestación.

doclusifer: Kenders+hobbits+malkavians+gnomos de Golarion...si a eso le sumas tabaco y un tirachinas tienes una guerra en ciernes.

doclusifer dijo...

Pues ahora Midas que lo mencionas, va a ser la guerra de todas las guerras, tabaco y tirachinas...

Publicar un comentario